¿Qué Tan Osados Deberían Ser Los Cristianos?

Lo que sigue es una transcripción corregida del audio

Qué tan osados deberían ser los cristianos?

¿Está un cristiano navegando su vida con el fin de evitar el conflicto? Eso sería una de las principales evidencias que la osadía le falta.

Es cierto que la osadía no figura entre los nueve frutos del Espíritu en Gálatas 5, pero se nos manda que "No temas, porque Yo estoy contigo" (Isaías 41:10), y se nos dice que debemos amar a de Dios con todo nuestro corazón, alma, mente y fuerza (Marcos 12:30). Claramente, la osadía se establece en la Biblia como una virtud de cual debemos aspirar.

La evidencia de la osadía se ven en las decisiones que una persona toma o no toma durante un día que giran alrededor de su deseo de evitar el conflicto. Si es así, entonces eso es una muestra clara que la cobardía está ganando sobre el valor.

Del mismo modo una persona debe preguntarse si, en su camino personal con Dios, se evitan los pasajes de la Escritura que requieren osadía radical. Si ese es el caso, entonces la derrota está ahí, incluso antes de salir a la calle.

Por lo tanto tenemos que exponernos a las partes difíciles de la Escritura-las que nos llaman para hacer las cosas difíciles, así como las partes más reconfortante.

¿Por qué los hombres como Martin Luther son tan pocos y distantes entre sí en la historia de la iglesia?

No sé con seguridad, pero parece haber sido el caso a través de toda la historia de la iglesia y no sólo durante la Reforma o de nuestros días.

De hecho, parece ser así en la Biblia también. Considera a las personas como Moisés, Josué, Caleb, los jueces, reyes, profetas, Jesús, los Doce, etc. La existencia de pocos líderes no es sólo un signo de debilidad: es un signo de diseño divino también. Dios guía a través de líderes.

No siempre se debe decir que la iglesia es débil porque sólo hay un Moisés o un Josué. Más bien, Dios parece disfrutar de levantar los portavoces de vez en cuando para hacer su trabajo especial. Y Él espera que el resto se unan a la llamada de un apóstol Pablo o Pedro.

No quiero excusar a todos y decir que nadie más debe tener el coraje o la visión. Pero cuando pienso en ella, levantando a esos líderes especiales parece haber sido la manera de Dios, incluso en la Biblia.

Me gustaría suplementar este pensamiento con una cosa. Hoy, en este lado de la cruz, y como yo lo veo en la Biblia, cualquiera quien Dios levante como un líder debe en verdad estar rezando, pensando, y haciendo estrategia para la multiplicación de líderes.

Ningún líder debe decir: "Me gusta ser un líder. Me gusta ser el ." La marca de un buen líder es que él es un fabricante de líderes. Es por eso que tantos líderes han fundado escuelas, porque desean ver a más hombres y mujeres que llegan y quien puedan ejercer una influencia en nuestra cultura y el mundo.

El pecado juega un papel importante en la existencia de una falta de líderes: hay cobardes en el mundo. Pero Dios también ha diseñado a levantar líderes de generación a generación.

¿Acaso la falta de líderes proviene de una falta de buena teología?

No hay duda de que la Reforma fue totalmente una obra de la soberanía y gracia de Dios, pero Dios siempre utiliza los medios. Los medios que utiliza de acuerdo con la verdad, y la doctrina resume la verdad . Por lo tanto una idea clara, bíblicamente verdadera de Cristo es lo que crear un fuego en el corazón de una persona para que no pueda descansar hasta que hayan hecho todo lo posible para avanzar su gloria.

Yo soy un creyente tremendo en la predicación doctrinal y estudio doctrinal. Tenemos un montón de clases de doctrina en nuestra iglesia, porque cuando la gente tiene una visión clara de las verdades de las Escrituras, entonces se atreven mucho más para vivir y hablar en nombre de su gloria, que si las cosas fueran brumosas y inseguras.

Como un fin en sí mismo, sin embargo, la teología puede ser muy peligroso. Lo más irónico del mundo es que una teología totalmente exaltando a Dios puede ser tomado por un corazón humano depravado y hecho para un medio de jactancia. ¿No es eso extraño? Sin embargo, sucede.

Podemos tomar cualquier tipo de teología - teniendo en cuenta lo sutil, corrupto, y caído que es el corazón humano - y convertirla en una manera de golpear a otros y exaltar a nosotros mismos. Ninguna teología es una garantía de la humildad y la osadía. Pero la mala teología es menos una garantía que la teología verdadera.

Dios ama a su verdad. Y Él intenta utilizarlo para humillar a la gente , exaltar su Hijo, y cambiar los débiles a gente osadas, humilde, y quebrantados de corazón.

©2014 Desiring God Foundation. Used by Permission.

Permissions: You are permitted and encouraged to reproduce and distribute this material in its entirety or in unaltered excerpts, as long as you do not charge a fee. For Internet posting, please use only unaltered excerpts (not the content in its entirety) and provide a hyperlink to this page. Any exceptions to the above must be approved by Desiring God.

Please include the following statement on any distributed copy: By John Piper. ©2014 Desiring God Foundation. Website: desiringGod.org